¿Cómo empezar un negocio pequeño?

La decisión de comenzar un nuevo negocio, o de innovar y probar nuevas posibilidades es algo que siempre motiva a los emprendedores. En el presente artículo encontrarás algunas claves importantes sobre cómo empezar un negocio pequeño sin que esto signifique pérdidas de tiempo y dinero.

En ocasiones tenemos la idea, el dinero y la voluntad para empezar un negocio pequeño, pero desconocemos cómo hacerlo. Esto no sólo se debe a la falta de información sino también a la ausencia de métodos. Cada mercado es dinámico y cambiante, y nuestro deber es actualizarnos y evitar la improvisación.

El objetivo de este artículo es mostrarte cómo empezar un negocio pequeño con el nivel de seguridad adecuado para que obtengas resultados exitosos. Te hablaremos sobre todo de la etapa previa del emprendimiento y del análisis básico que debes realizar para que tu negocio se adapte a las condiciones del mercado. He aquí las claves.

Identificar necesidades en tu comunidad

Después de leer mil publicaciones en internet o de ver videos, escuchar podcasts, asistir a conferencias e informarse sobre la mejor manera de iniciar un negocio, de pronto nos damos cuenta de que algo no funciona. Tenemos el conocimiento, la experiencia, una buena ubicación y los fondos, pero resulta que simplemente no hay ventas.

Niño fotógrafo inicia su negocio

¿Por qué? Pues bien, el principal error en el que incurren muchos emprendedores es que en la etapa previa no se detienen a evaluar las condiciones del mercado. Este análisis parte de un principio básico: identificar, examinar y satisfacer las necesidades locales. ¿Cómo empezar un negocio pequeño sin esto? He allí el error. Aquí te diremos la forma de resolverlo.

¿Cómo identificar necesidades?

Es muy simple: observar con detenimiento lo que necesita tu localidad e identificar las demandas que tienen poca o ninguna oferta. La observación es clave en la etapa previa porque te proporciona mercados reales y no ficticios.  

Por ejemplo, en la colonia Roma, o en la Condesa, hay bastantes vecinos que tienen mascotas. Sus dueños suelen estar fuera de casa la mayor parte del día y necesitan que alguien cuide de sus animales. Este es un mercado que responde a una demanda específica.

Hay otros ejemplos: casas cuya pintura esté deteriorada, casas sin mantenimiento; jardines descuidados, alimentos sin distribución a domicilio, servicios educativos, transporte de escolares, producción de bienes cuya demanda supere la oferta, en fin, toda localidad tiene necesidades puntuales que hay que satisfacer.

negocio pequeño emprendedor pasear mascota

¿Cómo lograrlo? Aquí tienes algunas recomendaciones:

  • Como un habitante más de tu localidad, pregúntate qué hace falta o qué debería existir para mejorar la experiencia de los consumidores.
  • Tomando en cuenta lo que ya existe, pregúntate qué hace falta para mejorarlo.
  • Lee los periódicos locales y en los anuncios clasificados, verifica lo que ofrecen y sobre todo lo que no ofrecen.
  • Identifica necesidades por sectores: salud, recreación, consultorías, alimentos, etc, o por segmentos como edad, sexo, características socioeconómicas. Las necesidades de los jóvenes son muy distintas a las de los ancianos, por ejemplo.

Descubre a qué dedicarte

Otra de las sugerencias para saber cómo empezar un negocio pequeño es descubrir tus potencialidades para saber a qué dedicarte. A veces emprender un nuevo negocio en un área que no nos guste puede ocasionar problemas. La idea es que no elijas empleos o inicies un negocio sólo por la necesidad del dinero. Esto no siempre es la decisión correcta.

¿Cómo saber a qué dedicarte? Presta atención a estos consejos:

  • Identifica tus pasiones, a veces suelen ser muy distintas a la carrera universitaria que elegiste e incluso hasta mucho más productivas.
  • Si realizas alguna actividad en la que eres un experto, pregúntate si existe alguna forma de convertirla en negocio.
  • ¿Tienes manos habilidosas? Pues es probable que tengas una mina de oro en ellas y no lo sabes.

 Escucha esta conferencia de Sergio Fernandez . Te puede decir las claves para que descubras a qué dedicarte. La recomiendo.

Relacionar habilidades, necesidades y pasiones

Importante: si quieres saber cómo empezar un negocio pequeño debes tomar en cuenta las principales variables y relacionarlas entre sí. Aquí tienes los pasos para lograrlo:
 
  1. Los pasos anteriores (identificar necesidades y descubrir a qué dedicarte), debe arrojarte un listado tanto de necesidades como de habilidades y pasiones.
  2. Relaciona cada elemento, es decir, vincula una habilidad o pasión con una necesidad específica.
  3. Define cuál de estas relaciones son las que más te gustan y en cuáles tienes menos experiencia.
  4. Finalmente tendrás una lista de necesidades que puedes satisfacer con tus habilidades, pasiones y experiencia.

Consigue socios

Por lo general, cuando hablamos de comenzar un negocio pequeño, nos referimos a iniciativas empresariales que parten de un individuo, una familia o grupos con intereses y objetivos comunes. No existen reglas ni estándares al respecto, pero sí recomendaciones útiles para cualquiera de estos modelos.

Una de esas recomendaciones es la búsqueda y captación de socios. Estos sirven no sólo como apoyo financiero sino también como personal operativo, sobre todo cuando se trata de negocios atendidos por sus propios dueños. ctus nec ullamcorper mattis, pulvinar dapibus leo.

Lo recomendable en cuanto a la búsqueda y captación de socios es que sepas elegir a las personas con las que emprenderás tu negocio. Deben ser personas de confianza, que aporten al proyecto y con los que puedas generar relaciones basadas en valores como la honestidad, responsabilidad y compromiso.

Adquiere experiencia

Es importante tener en cuenta al momento de emprender un negocio pequeño que debes ser flexible. Los cambios pueden suceder y debes adaptarte a ellos. Sean favorables o no debes estar abierto a los cambios que se vayan dando. Si son cambios que te van beneficiar a corto o largo plazo es importante que no te cierres a la posibilidad. Quizás variar un poco los productos, agregar un nuevo ingrediente, o cualquiera que sea adaptarse es importante.

Por otra parte los negocios pequeños suelen ser muy originales y por sus pocos espacios son acogedores. Que esta no sea una característica que le falte a tu negocio. Muchas personas visitaran tu establecimiento por las energías que allí se generan, lo que el local transmite y por sus ideas innovadoras.  Siempre puedes ser original, en lo más mínimo.

Eventualmente puedes ofrecer un día especial, de descuento, de 2×1, de música particular o grupos en vivo. Lo que puedas agregar para atraer a tus clientes hará de tu pequeño negocio un negocio prospero.

Adaptarse a los cambios

El mundo empresarial es dinámico, cambiante y a veces impredecible. En este sentido la flexibilidad de los emprendedores suele ser determinante. Sean favorables o no, hay que saber adaptarse a los cambios. Esto coloca a tu negocio en un plano de versatilidad que evita el estancamiento, estimula la innovación y reduce las posibilidades de fracaso.

afrontar tiempos difíciles

Haya cambios que pueden beneficiar tu negocio a corto y mediano plazo. No te cierres a ellos. Los mercados cambian y tal vez debas variar un poco los productos, agregar un nuevo ingrediente, o cambiar incluso de productos. No te asustes. Es normal.

Sé original

A la hora de emprender un pequeño negocio, resulta bastante útil y efectiva la diferenciación. ¿Qué es esto? Pues sencillo: tratar de ser lo más original posible. La competencia suele ser alta y lo único que pondrá a tu negocio en un lugar privilegiado es la diferencia.

Puedes ser original con tus productos, la presentación, el trato, la imagen, la distribución, los incentivos, las promociones, descuentos, grupos en vivo, e incluso en cómo luce tu local, si es acogedor o interesante. Los clientes siempre agradecen la originalidad: cooperan por sí solos en convertir tu negocio en referencia.

Características de los negocios pequeños

Hemos visto las claves más importantes que debes tomar en cuenta para saber cómo iniciar una empresa de baja escala. ¿Pero qué es un negocio pequeño exactamente? Para responder a esto hemos elaborado una lista de sus principales características. Estas son:

  • Pocos empleados o personas involucradas que cumplen varias funciones al mismo tiempo. Estas personas suelen ser los mismos dueños.
  • Los locales donde funcionan son pequeños y con lo necesario para operar.
  • Suelen manejar dinero en efectivo por los gastos que ocasiona el uso de tecnologías de compra-venta.
  • Inventarios pequeños y productos escasos. Sólo operan con lo necesario.
  • Hay una relación de oferta y demanda real. No supuesta ni hipotética.
  • No hay excesos de gastos e inversión.
  • Altamente flexibles. Se adaptan a los cambios fácilmente.
  • Poco trato con los proveedores. Por lo general los dueños de los negocios pequeños controlan la calidad de los productos o compran por sí mismos los insumos.

 Ventajas de un negocio pequeño

Empezar un negocio pequeño tiene una gran cantidad de beneficios. Aquí te exponemos los principales:

  1. Control absoluto del negocio: en un negocio pequeño puedes manejar tópicos como control de calidad, rendimiento de los empleados, funcionamiento, operatividad, ventas, inventarios, gastos, etc. Como todo es a menor escala, es más fácil de controlar.
  2. Buena relación entre los empleados: puedes estimular el trabajo colaborativo y mancomunado entre el personal. Como son pocos empleados, por lo general familiares o personas de confianza, la relación entre ellos se nutre de la convivencia diaria.
  3. Mayor receptividad con los clientes: al ser un negocio pequeño el trato con los clientes suele ser exclusivo. Eso genera lazos afectivos y un nivel de lealtad entre los clientes y la empresa.
  4. Poca inversión en comparación con las grandes empresas. 

Desventajas de un negocio pequeño

Así como hay beneficios en un negocio pequeño, también éste tiene sus desventajas. La idea es conocerlas para que puedas prepararte en caso de que se presenten. Estas son:

  • Si tu negocio resulta un éxito y aumentan los clientes, el espacio físico o local puede ser demasiado reducido para atenderlos a todos. Esto ocasiona incomodidad en los clientes al punto en que puedes perderlos.
  • Para créditos y financiamiento de la banca privada, los negocios pequeños suelen generar desconfianza. La banca necesita mayores garantías que en ocasiones los pequeños negocios no pueden darlas.
  • Muchos clientes pueden ver tu pequeño negocio como un lugar donde pueden abusar de la confianza y producirte pérdidas económicas. Aquí lo ideal es prohibir los préstamos o la mercancía a crédito.

Conclusión

si necesitas saber cómo empezar un negocio pequeño, te recomendamos que te informes y analices al menos de un modo básico el mercado que abordarás y las necesidades de tu localidad. Luego de esto aplica las estrategias que hemos mencionado y aumentarás las probabilidades de éxito.

Referencias

Tal vez te puede interesar

¿Cómo atraer abundancia en tiempos difíciles? – Consejos para ahorrar en casa – ¿Cómo emprender un negocio sin dinero? – ¿Tienes una Idea millonaria? Gana dinero con ella – Las Leyes espirituales del éxito – Leyes espirituales del universo que te benefician – Los mejores ingresos pasivos – negocios productivos poca inversion – prestamos del gobierno y tu negocio

¿Cómo empezar un negocio pequeño?
4.8 (96.67%) 6 vote[s]

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.